Un panorama desolador y lamentable vive la localidad del bajo Piura, que luego de los desbordes de su rio, ha inundado varias localidades como Pedregal Grande, Nuevo Pedregal, Chato chico, Pozo de Los Ramos y Catacaos.

Como se recuerda, el último lunes el río Piura alcanzó un caudal de 3600 m3/s, lo que causó el desborde del río en la ciudad, y en localidades del Bajo Piura. En Catacaos, por ejemplo, el agua alcanzó 1.80 metros de altura, y fue necesaria la intervención del Ejército y La Marina para rescatar a familias enteras que subieron a sus techos.

Como si la naturaleza se hubiera ensañado con esta región, los pueblos del bajo Piura volvieron a sufrir otro desborde el último viernes, alcanzando su rio un nivel de 2600 m3/s, esta segunda inundación se produjo porque dos diques fueron arrasados por el río el último lunes.

Los diques son la puerta de acceso del rio a los pueblos cuando el caudal aumenta, por ello los pobladores exigen al Gobierno Regional de Piura que reparen los dos diques, además que esperan que las autoridades cumplan con su compromiso de la pronta reconstrucción, pues ya no quieren seguir viviendo lejos de sus hogares.